Algas

Las algas: un alimento imprescindible en invierno

Verdaderas bombas de vitaminas, de minerales y de oligo elementos, las algas son tónicas y estimulan nuestras defensas naturales.

Contienen clorofila, que participa en la asimilación de los nutrientes para transformarlos en energía y ayuda a purificar la sangre.

LA SPIRULINA –  alga de agua dulce

Al igual que todas las algas es una fuente interesante de clorofila, vitaminas B y K, de minerales, de oligo elementos, de pigmentos y de omega 6.

Lo que hace la diferencia es que contiene de 50 a 70% de proteína y los 8 ácidos aminados esenciales imprescindibles para el perfecto funcionamiento de nuestro cuerpo. Se convierte en un alimento ideal para los vegetarianos.

Los primeros en intuir en su riqueza alimenticia fueron los Incas.

Se trata de un complemento totalmente natural y de gran ayuda para reforzar nuestro sistema inmunitario.

Es ademas muy interesante para las mujeres por su alto contenido en hierro.

Se encuentra en forma de complemento alimenticio o en pastillas.

– Comprar Espirulina

LA CHLORELLA

Aparte de todos los nutrientes extraordinarios de las algas, se aprecia por su alto contenido en clorofila y en fibra. De gran ayuda en caso de estreñimiento,  mantiene el buen funcionamiento del aparato digestivo. Tiene una excelente capacidad de desintoxicación del cuerpo.

Se puede comprar en cápsulas o en polvo.

– Comprar Chlorella

WAKAME –KOMBU – DULSE – NORI – IZIKI… – algas de agua de mar

También son fuentes apreciables de proteína  vegetal (aunque menos que la spirulina),

Altamente asimilable para el cuerpo y pobre en calorías.

Son detoxicantes por el acción conjunta  del ácido alginico y de los mucilagos quien se lían para evacuar los metales pesados vía el transitó intestinal.

Fuente importante de sales minerales y de oligo elementos.

Aportan : hierro (100gr de algas equivalen a 2 veces mas que 100gr de lentejas),

Calcio, magnesio, potasio, fósforo, iodo (no se aconsejan a personas con problemas de hipotiroide) y trazas de cobre, cobalto y zinc.

Todas las vitaminas del grupo B.

Las personas que sufren de hipertensión tendrán que tener cuidado por el alto contenido en sodio de algunas algas.

Podemos aprovechar muy fácilmente sus numerosos beneficios a la hora de comer.

Se encuentras crudas, conservadas en sal o secas. Basta con dejarlas unos minutos en remojo antes de utilizarlas si son secas o lavarlas para quitar la sal si son frescas.

Unos trucos :

Si añades  un trozo de kombu a la hora de cocer garbanzos  o lentejas por ejemplo, se cuecen más rápido y se evita el problema de flatulencias.

El agar agar se utiliza para reemplazar la gelatina y  no modifica el sabor de los alimentos.

Unas recetas :

TARTAR DE TOFU CON VERDURAS DEL MAR (para untar)

Triturar con un tenedor 100gr de tofu sedoso con 2 cucharadas soperas de algas secas nori o dulse en virutas secas,, 2cucharadas de levadura de cerveza, 2 chalotes, 1 cucharada sopera de salsa shoyu y otra de aceite de colza (1era prensa en frío). Añadir un poco de ajo machacado al gusto y untar sobre tostadas.

SOPA DE CALABAZA CON WAKAME

Sacar la piel y cortar 700gr de calabaza en trocitos. Sofreír un minuto en poco aceite (de coco mejor) y añadir 1 litro de agua o leche vegetal. Dejar cocer 10mn y triturar con el mini pimer. Cortar con tijeras 3 o 4 tiras de wakame en trocitos muy pequeños y espolvorear encima de cada bol justo antes de servir…el alga se rehidratará en la sopa caliente…una delicia!

– Comprar Wakame

 


LALIE VILANOVA
Técnico Superior en Dietética